Guía de Aves de CHILE

Pingüino emperador

  • Detailts
  • Detailts
  • Detailts
  • Detailts
  • Detailts
  • Detailts
  • Detailts
  • Es de plumaje negro grisáceo en su zona dorsal y amarillento por debajo; cuello azul-grisáceo y parches anaranjados en las orejas; el pico es largo y ligeramente curvo en su extremo; las patas son parduscas y emplumadas hasta su mitad. Poseen una espesa capa de grasa bajo la piel, cubierta a su vez por una densa superficie lanosa sobre la que crecen plumas con capacidad impermeable. Estas características le convierten en el pingüino mejor adaptado para sobrevivir en el Continente Antártico.

    Machos y hembras son indistinguibles hasta poco más del año. Cuando llega el momento en que ambos intercambian sus responsabilidades de cría, el macho puede llegar a pesar la mitad de la hembra. Los polluelos se identifican fácilmente.

    El pingüino Emperador es el único que habita el Continente Antártico, aunque se encuentran en todo el Círculo Polar; alrededor de unos 220.000 individuos estables vagan por las barreras de hielo, y utilizan los icebergs como resguardo. Se contabilizan aproximadamente unas 45 colonias alrededor del continente. Se conocen alrededor de un par de docenas de colonias de Emperador fuera del Continente Antártico, en islas apartadas de la costa. Se estima una población mundial de unos 240.000 individuos.

    Los Emperadores se alimentan principalmente de peces y calamares, aunque no rechazan los pequeños crustáceos que puedan encontrarse en su camino. Depredadores de los pingüinos Emperador son las Orcas y focas Leopardo, aunque los gigantes huevos y las crías suelen ser presa de los petreles.

    Los Emperadores se congregan en colonias de cría a principios del invierno, poco después de que el hielo marino se ha formado. La puesta se realiza en mayo o junio, de esa forma aprovechan el corto verano que vendrá para que los polluelos alcancen la madurez. La mayoría de los pingüinos suelen poner dos huevos; la hembra del Emperador pone sólo uno. La energía que deben invertir los Emperadores en la ovulación, puesta y cría, suponen un gasto excesivo, por lo que mantener una prole superior resultaría una práctica inviable.

    No nidifican y el único huevo es incubado sólo por los machos, apoyándolo sobre sus patas para que no toque el hielo y protegiéndolo con su plumaje ventral inferior, al mismo tiempo se arremolinan entre ellos formando un círculo para guardar el calor; hay que señalar que la incubación se produce durante los largos meses del frío invierno, con temperaturas que a menudo sobrepasan los 40º bajo cero; en el centro del grupo la temperatura puede llegar a ser tan alta como 20º C.

    Durante parte del invierno la hembra va al mar a alimentarse, regresando a las colonias a las siete u ocho semanas de la puesta para relevar al macho y vigilar la rotura del cascarón. Al principio, los polluelos crecen muy despacio y más rápidamente a finales de la primavera, independizándose cuando se alcanza el verano.