Guía de Calama, CHILE

Información sobre Calama

Calama constituye el oasis más extenso y principal centro de servicios de la provincia del Loa; desde esta ciudad es posible visitar el mineral de Chuquicamata, conocer sus instalaciones y observar la extracción del cobre; realizar excursiones a los distintos atractivos naturales de espectacular belleza tales como a los salares de Ascotán y Carcote que poseen una avifauna acuática propia, destacándose los parinos huallotos, flamencos de tipo andino, chilensis y jamesis, taguas, huaychos y patos silvestres; los Geysers del Tatio, donde el agua y el vapor brotan violentamente desde las profundidades de la tierra, alcanzando fácilmente, entre las 05:30 y 07:00 de la mañana, los 10 metros de altura; en los pozos termales naturales cerca de los geysers se puede disfrutar de un buen baño.

En Chiu-Chiu, Lasana, Ayquina, Caspana, Toconce y Ollagüe, se encuentra la presencia arquitectónica de los aymaras y atacameños, con casas construidas en adobe o piedra y techumbre con cactus, cañas y cubierta de barro y paja brava. Su gente dedicada al pastoreo y al cultivo intensivo de terrazas escalonadas, mantiene costumbres y tradiciones ancestrales que se manifiestan en sus actividades diarias, festividades y artesanía.
Historia de Calama

Historia de Calama

Las primeras investigaciones acerca de los orígenes de la provincia "El Loa" las realizó el investigador Belga Reverendo Gustavo Le Paige, quien llegó a nuestra región el año 1953. De acuerdo a sus estudios Arqueológicos, los primeros habitantes se establecieron en la región 20.000 años antes de Cristo, constituyéndose en la Cultura más avanzada de Sudamérica y en los aborígenes considerados entre las razas más antiguas del mundo.

Los ayllus son organizaciones sociales primitivas conformadas por varias familias. Cuando se formaron los ayllus en nuestra región, comenzó a surgir el del Valle (que actualmente es Calama). La principal actividad de este Ayllu del valle era el pastoréo. Los aborígenes comenzaron a llamarlo "KARA" que en Idioma Cunza significa pueblo ya que la cantidad de sus habitantes era numerosa. Pero este valle (Calama) estaba rodeado por el agua del Río y de Las Vegas así la denominación pasó a ser "Pueblo en el agua" ( KARA - AMA ). Luego de la llegada de los Españoles, el nombre pasó a ser simplemente CALAMA.

Aunque se acepta ésta versión como oficial, existen dos más que es bueno dar a conocer. Según el Sacerdote científico Emilio Vaisse, la palabra Calama derivaría de la expresión "Ckolam-Ara" (Perdiz-Alojamiento), es decir "Lugar donde abundan las Perdices". Otra versión explica que Calama significa "Pueblo amarillento", de las palabras " Kalam=Amarillento " y "Ara=lugar, pueblo".

Hoteles recomendados en Calama